El gobernador de Texas y candidato a la reelección, Greg Abbott, y la aspirante demócrata, Lupe Valdez, mantuvieron hoy un agrio debate -el único- en el que discreparon en aspectos como la violencia en las escuelas, el sistema sanitario, los fondos públicos o la seguridad fronteriza.

En la primera pregunta del evento, celebrado en la Universidad de Texas en Austin, el periodista pidió a los contendientes que levantaran la mano si consideraban que la solución para acabar con los tiroteos en los colegios es «dotar a los centros de más personal armado»; solo el republicano reaccionó. «Una de mis propuestas tras la matanza de Santa Fe -en la que murieron 10 personas el pasado mes de mayo- fue precisamente permitir que los profesores fueran armados y se incremente la presencia policial. Y esta fue una de las soluciones que surgió tras tres jornadas de trabajo», explicó Abbott. Por su parte, Valdez, que fue durante 12 años sheriff en Dallas, se limitó a pedir que permitan a los profesores «centrarse» en educar a los niños.

En el ámbito en el que Valdez se mostró más incisiva fue al hablar de los «soñadores», jóvenes beneficiarios del programa migratorio conocido como DACA, y la necesidad de «parar los ataques contra ellos» y asegurar «una educación pública como base de la igualdad». En este sentido, el conservador sostuvo que este programa tiene «una base respetable» pero tiene «fallos en su estructura» que deben corregirse, por lo que insistió en que las leyes deben ser iguales para «la gente de Estados Unidos, México o Nueva Zelanda». La demócrata no se pudo contener e interrumpió al actual gobernador texano repitiendo la frase: «ellos viven aquí, ellos viven aquí».

En el concurso dialéctico, el único que mantendrán ambos políticos antes de las elecciones de noviembre, Lupe Valdez recriminó a Abbott que no destinase más fondos públicos a la educación y la sanidad pública, y que, por el contrario, se centrara en otros asuntos como «las autopistas de peaje». El republicano replicó que Texas es «un estado donde todo es posible, número uno a nivel empresarial y laboral», que a pesar de que tiene 4,8 millones de personas sin seguro médico «ha reducido el número de niños sin cobertura». En las elecciones primarias, Abbott obtuvo la victoria sin discusión con más de 1,3 millones de votos, un 90,4 %; mientras que Lupe Valdez tuvo que acudir a la segunda vuelta para imponerse a su compañero de partido Andrew White con un 53 % de los votos frente al 47 %.

Déjanos tu opinión

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here