El alcalde de la ciudad de Aurora (Illinois), Richard C. Irvin, rindió homenaje este domingo al soldado hispano Miguel Villalón, muerto junto a otro soldado el sábado en un atentado en la provincia de Kandahar, en Afganistán, y prometió ayudar a sus familiares.

«Miguel era un joven soldado con sueños para el futuro y un deseo de hacer una diferencia en el mundo de hoy «, dijo Irvin en un mensaje colgado en Facebook, en el que identificó a Villalón como uno de los fallecidos en el ataque de los talibanes este sábado, algo que todavía no han hecho las autoridades militares.

El canal local de CBS dijo que los familiares de Villalón no quisieron hablar con los periodistas por estar muy afectados y tenían previsto reunirse este domingo con autoridades militares.

«Al igual que todos los que nos hemos marchado de nuestra ciudad natal de Aurora para servir a nuestro país, nuestro objetivo es hacer nuestro trabajo bien y volver con nuestra familia y amigos; Lamentablemente, Miguel hizo el último sacrificio al proteger nuestra libertad de las líneas del frente», escribió el alcalde, quien es un veterano del Ejército de los Estados Unidos.

Los dos soldados estadounidenses murieron al hacer explosión una bomba al paso de su vehículo en una carretera en el sur de la provincia de Kandahar.

Los talibanes se hicieron responsables del atentado en el que resultaron heridos otros dos militares.

Villalón residía en Aurora, ciudad a unas 40 millas al suroeste de la ciudad de Chicago y donde se graduó en la secundaria East Aurora.

«La Ciudad de las Luces se ve mucho más tenue debido a esta pérdida. Apoyaremos a su familia y le brindaremos apoyo. Buena suerte, joven soldado», dijo el alcalde en Facebook, «Agradecemos a Miguel por su coraje, compromiso y servicio. Que descanse en paz».

Cerca de 2.400 soldados estadounidenses han sido reportados muertos en Afganistán desde el inicio de la guerra contra el terrorismo hace quince años. Solo en 2019 murieron 23 soldados.

A comienzos de este mes otro soldado del área de Chicago fue muerto después del ataque de unos militantes a su base militar en Kenia.

Henry Mayfield Jr., un especialista de ejército estadounidense, era residente del suburbio de Hazel Crest, al sur de la ciudad de Chicago.

Déjanos tu opinión

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here