Senador “Trumpista” se opone a revuelta electoral

0
366

El senador Tom Cotton (R-AR) se convirtió el domingo por la noche en el primer senador republicano del ala más cercana al presidente Trump en oponerse al desafío del colegio electoral.

 La declaración de Cotton se produce después de que una docena de senadores republicanos la semana pasada, liderado por el senador Ted Cruz (R-TX), se unieran a más de cien republicanos de la Cámara de Representantes para impugnar la certificación del colegio electoral ante una sesión conjunta del Congreso el miércoles.

 Cabe señalar que Cotton, en su comunicado, dijo que está de acuerdo en que existen preocupaciones sobre las irregularidades electorales y que respalda una comisión para estudiar esto y proponer reformas.

El vicepresidente Mike Pence, será quien supervisará la sesión conjunta del Congreso en la que se llevará a cabo este desafío. Los desafíos finalmente fracasarán porque después de que los miembros de la Cámara se opongan a la certificación de los electores programados de un estado, los senadores defienden el desafío, las dos cámaras del Congreso se retiran, debaten y luego votan sobre los desafíos.

Los demócratas controlan la mayoría de la Cámara y, aunque su mayoría es más reducida que antes de las elecciones de noviembre, es imposible ver a ningún demócrata rompiendo filas. Mientras tanto, en el Senado, ya había, antes de la declaración de Cotton, más que suficientes republicanos opuestos a los desafíos para evitar que una mayoría en el Senado controlado por el Partido Republicano tenga éxito. Por lo tanto, el voto es simplemente simbólico y no resultará en que los votos del colegio electoral para convertir al demócrata Joe Biden en el presidente electo sean revocados o puestos en duda.

En su declaración Cotton continúa explicando que él cree que este desafío del Congreso al colegio electoral es una perversión a la intención de los fundadores del país de que los estados dirijan las elecciones y no el Congreso.

“Sin embargo, los fundadores confiaron nuestras elecciones principalmente a los estados, no al Congreso. Confiaron la elección de nuestro presidente al pueblo, actuando a través del Colegio Electoral, no del Congreso”, dijo Cotton.

Según la Constitución y la ley federal, el poder del Congreso se limita a contar los votos electorales presentados por los estados.

Como tal, dijo Cotton, cree que esto podría crear precedentes peligrosos que los demócratas casi sin duda abusarían en el futuro cuando los beneficiara políticamente.

En segundo lugar, el Congreso pondría en peligro al Colegio Electoral, que da a los estados pequeños como Arkansas una voz en las elecciones presidenciales. Los demócratas podrían lograr su objetivo de larga data de eliminar el Colegio Electoral en efecto negándose a contar los votos electorales en el futuro para un presidente electo republicano.

En tercer lugar, el Congreso daría otro gran paso hacia la federalización de la ley electoral, otra prioridad demócrata de larga data a la que los republicanos se han opuesto constantemente.

Por todo esto, y porque este esfuerzo no tendrá éxito de todos modos porque los que lo apoyan no tienen los votos para llevarlo a cabo, Cotton dice que no respaldará los desafíos.

El senador republicano indicó además que agradece al presidente Donald Trump por todos sus éxitos durante su administración y cree en lo que Trump logró, razón por la cual hizo campaña por él quizás más que cualquier otro senador republicano.

“Estoy agradecido por lo que logró el presidente durante los últimos cuatro años, por lo que hice una campaña vigorosa para su reelección. Pero objetar los votos electorales certificados no le dará un segundo mandato, solo animará a aquellos demócratas que quieren erosionar aún más nuestro sistema de gobierno constitucional”, finalizó el senador Cotton.

 

 

 

 

Déjanos tu opinión