El canciller brasileño, Ernesto Araújo, se encontró hoy en Washington con varios representantes económicos de primer nivel del Gobierno, como el secretario de Comercio, Wilbur Ross, y el principal asesor económico de la Casa Blanca, Larry Kudlow.

Araújo también se reunió este jueves con el Representante de Comercio Exterior, Robert Lighthizer, confirmó a Efe la Embajada de Brasil en la capital estadounidense.

El canciller aprovechó su visita para encontrarse también con inversores estadounidenses en la Cámara de Comercio.

El titular de Exteriores del Gobierno de Jair Bolsonaro cerrará este viernes su ronda de contactos con una reunión con el secretario de Estado, Mike Pompeo.

La portavoz del Departamento de Estado, Morgan Ortagus, explicó hoy en una rueda de prensa que el encuentro entre Araújo y Pompeo servirá para «expandir y fortalecer» la relación entre ambos países.

«En la reunión se hablará de un amplio rango de temas: apoyar las democracias, perseguir la prosperidad económica y promover la paz y el orden de ley», dijo Ortagus en la sede del Departamento de Estado.

Tras ese encuentro, ambos ofrecerán una conferencia de prensa conjunta para atender a los medios de comunicación.

Más tarde, Araújo tiene previsto verse con el presidente del Banco Mundial, David Malpass, en la sede de la organización multilateral, y el secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA), Luis Almagro.

El miércoles, Araújo afirmó que las victorias electorales de Donald Trump en el país y de Bolsonaro en Brasil, y la salida del Reino Unido de la Unión Europea son elementos comunes de una «insurgencia» contra «las tonterías», como el globalismo y la dictadura del cambio climático.

«Trump, Bolsonaro y el ‘brexit’ son parte de un proceso global. Parte de una misma insurgencia contra las tonterías», sostuvo Araújo en una conferencia en el centro de estudios conservador Heritage Foundation, en la que fue su primer jornada de una visita a Washington.

Entre estas «tonterías», citó «el globalismo, la posibilidad de un mundo sin fronteras» y cargó contra «la dictadura del cambio climático», que calificó como «climatismo».

«¿Hay cambio climático? Sí, siempre ha habido. ¿Se debe a la acción humana? No está claro. ¿Es catastrófico? No lo parece», señaló.

Araújo rechazó que se esté quemando la Amazonía, al asegurar que el nivel de incendios se mantiene dentro «la media histórica» y lamentó que «el cambio climático haya sido capturado por intereses políticos» para atacar a Bolsonaro.

Déjanos tu opinión

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here